Aspectos que conforman las transformaciones: 

FORMACIÓN E INVESTIGACIÓN

Ninguna colectividad existe por sí misma, es en relación con la otredad que se va constituyendo. Hablar de colectividad dentro de las prácticas teatrales actuales implica no solamente analizar la forma en que las compañías generan sus relaciones al interior de cada uno de los grupos, sino que también nos obliga a revisar el contexto que, a lo largo de los años, ha hecho posible esta nueva concepción de organización social en colectividad. En este apartado nos interesa hacer mención de algunos de los aspectos que han configurado el panorama actual en el que los colectivos teatrales han podido emerger. Para ello hemos dividido en tres apartados estos aspectos: Formación e Investigación, Gestión y producción, y por último; Exhibición y Circulación. 

FORMACIÓN

La escuela moderna, como estructura de autoridad y de reproducción jerárquica del

saber, sigue dependiendo de una definición patriarcal de la soberanía masculina.

 

Paul B. Preciado6

La transformación para llegar a una forma de relación entre hacedores escénicos es también el resultado de una transformación en los programas implementados y desarrollados por las escuelas destinadas a la formación teatral. En este sentido mencionaremos algunos aspectos que han realizado, por un lado, las instancias educativas, y por el otro, distintos grupos consolidados que han procurado a través de diplomados, seminarios, talleres, y espacios de diálogo, hacer posible esta evolución. 

 

En el caso de la formación, la colectividad también está conformada por docentes, investigadores y alumnos, es en la interacción de estos ámbitos que se desarrolla una comunidad educativa. En ese sentido podemos afirmar que en los últimos años la pedagogía teatral ha tenido un fuerte desarrollo en nuestro país y ha tenido que sortear distintas dificultades para hacer frente a su tiempo.

 

El papel que han desempeñado las escuelas de arte teatral ha sido fundamental para instaurar modelos de formación enfocados en su mayoría a una escena teatral organizada de manera disciplinaria por roles y jerarquías. A nivel licenciatura, nuestro sistema educativo ha ido abarcando con eficacia, una oferta cada vez más plural y variada logrando constituir una oferta y acceso importante en casi todos los estados de la república. En este nivel educativo podemos mencionar el trabajo que durante décadas han realizado el INBAL a través de la Escuela Nacional de Arte teatral, ENAT, La UNAM a través del Colegio de Literatura Dramática y Teatro, dentro de la Facultad de Filosofía y Letras, y la Facultad de Teatro, de la Universidad Veracruzana, por citar algunos de los ejemplos más longevos en cuanto a formación de nivel licenciatura. Otro de los avances que podemos constatar en la formación es la licenciatura en el Instituto de Artes de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo en Mineral del Monte a partir de 2003 y el programa del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño, de la Universidad de Guadalajara. Finalmente, mencionamos el trabajo de formación académica realizado en el Centro Universitario de Teatro, CUT, escuela que con una trayectoria de más de cincuenta años ha logrado, a partir de 2013, insertar su programa de estudios dentro del nivel licenciatura en la oferta académica de la UNAM. 

 

A nivel posgrado las ofertas en formación escénica se vuelven menos variadas, sin embargo, dentro de los avances desarrollados en las dos primeras décadas de este milenio podemos mencionar algunos programas que han incidido en esta progresión formativa: En primer lugar, mencionamos a la Maestría en Artes Escénicas de la Universidad Veracruzana, UV, pionera en 2008 en conformar un programa académico de posgrado en nuestro país. Cuatro años más tarde en 2012 surge la Maestría en Dirección escénica dentro del plan de estudios de la Escuela Nacional de Arte Teatral. En 2014 la Maestría en Investigación Teatral, CITRU, en 2019 Maestría en Pedagogía Teatral, de la ENAT/INBAL y finalmente mencionamos la Maestría en Dirección de Escena de la Escuela Superior de Artes de Yucatán. 

 

De manera paralela al desarrollo de opciones formativas por parte de instancias destinadas exclusivamente a la formación teatral, ha persistido dentro de la comunidad teatral un esfuerzo por generar espacios formativos. Esta persistencia ha generado diversas iniciativas provenientes de agrupaciones teatrales consolidadas que de manera constante han procurado espacios formativos desde un esfuerzo independiente o en vinculación con instancias públicas. En estas dos décadas que nos ocupa revisar, constatamos la gestión de iniciativas que desde otras áreas formativas han desarrollado programas para este reforzamiento formativo. Es el caso de diversos talleres, diplomados y seminarios de entre los cuales mencionamos los siguientes: Diplomado Transversales. Representaciones y teatralidades de lo común, el programa de formación del 17 Instituto de Estudios Críticos que desde 2001 brinda una oferta académica de alto nivel para fortalecer diversos ámbitos del pensamiento crítico, este instituto realiza actualmente el Certificado en Performatividad, Crítica y Dramaturgias Expandidas, el SPEEP; Seminario Permanente de Estudios de la Escena y del Performance, integrado en 2012 por investigadores y estudiantes del posgrado en Historia del Arte de la UNAM, se instaura como un espacio de diálogo para reforzar la presencia de los estudios sobre la escena. Finalmente, el Encuentro Iberoamericano de Experimentación Dramatúrgica y Creación Escénica TRANSDrama, que desde 2014 desarrolla un programa de formación y especialización dedicado a la creación y promoción de dramaturgias experimentales.  

INVESTIGACIÓN

Abordar el desarrollo de la investigación teatral en nuestro país es un tema obligado debido al rezago que esta labor ha tenido a lo largo de los años. Si bien, México es uno de los pocos países de Iberoamérica que cuenta con una institución pública destinada para este fin, la tarea investigativa no ha logrado generar un diálogo a la par de la creación nacional. A lo largo de los 40 años de existencia del Centro de Investigación y Documentación Teatral Rodolfo Usigli, se ha conformado una relación limitada entre la investigación, los estudios sobre el teatro y la creación teatral. Los resultados de esa limitada relación son evidentes en la escasa incidencia del centro en la comunidad teatral, así como en la carente publicación de investigaciones, estudios críticos y análisis teóricos sobre la escena actual nacional. 

 

A pesar de esta circunstancia han existido proyectos que han marcado una línea hacia el estudio del fenómeno escénico, proyectos individuales que con el paso del tiempo lograron enfocar el análisis hacia los procesos de creación más allá del análisis sobre la obra concluida. Desmontajes de la doctora Ileana Diéguez, fue un proyecto de investigación sobre los procesos de creación que configuró uno de los antecedentes para toda una generación de artistas escénicos en la primera década de este siglo. El ciclo se realizó durante varias emisiones y finalmente fue documentado por la misma doctora Diéguez en la publicación Destejiendo Escenas. Desmontajes: procesos de investigación y creación, coeditado por la Universidad Iberoamericana y el INBAL a través del CITRU en el 2009.

 

El  escaso desarrollo de la labor investigativa en la escena nacional signó gran parte de la relación entre la creación y la investigación teatral, con base en esa carencia poco a poco se han ido desarrollado iniciativas que han conformado lo que Deleuze y Guattari llamaron “una exterioridad crítica” que ha conformado una especie de línea de fuga a través de instancias alternas para reforzar la labor investigativa de nuestra escena nacional basada en el  pensamiento crítico y el rigor académico. 

 

Ha sido a través del esfuerzo de otras instancias académicas externas al INBAL que la investigación ha ido tomando parte del diálogo en el quehacer teatral nacional. Como parte de esa labor rigurosa mencionamos la realizada por la Universidad Veracruzana, que a través de la Revista arbitrada de Investigación Teatral ha conformado durante diez años una de las propuestas más sólidas en esta labor. Como mencionamos en el apartado anterior de Formación, las actividades formativas han implicado la reflexión y la investigación sobre procesos de creación, por esta razón, espacios como el SPEEP y 17 Instituto de Estudios Críticos integran parte de las opciones en investigación aunadas a una serie de iniciativas que han sido diseñadas por profesionales de la escena y han tenido una acogida en diversas instituciones públicas de diversos lugares de la república como: Espacio de Cruce realizado en el Instituto de Artes de Hidalgo en Real del Monte, Hidalgo en 2012-2014, Corunda Escénica Encuentro realizado en Morelia Michoacán 2016, y Medea Red de Jóvenes Investigadoras de la Escena quienes desarrollan una labor investigativa en el estado de Yucatán principalmente.

Otras de las iniciativas para reforzar la investigación teatral y escénica es el Diplomado Internacional en Creación - Investigación Escénica Organizado por la cátedra Extraordinaria Ingmar Bergman  en cine y teatro perteneciente a la Unidad Académica, en colaboración con Teatro UNAM y con el apoyo del Centro Universitario de Teatro, el Colegio de Literatura Dramática y Teatro de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM y el Instituto de Artes del Espectáculo de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires.

6 Paul B. Preciado. Un departamento en Urano. Crónicas del cruce. Editorial Anagrama. Barcelona 2019 p.190